diumenge, 14 de març de 2010

Aníbal Otero (alpista) en ABC.


Hoy se publica en ABC un artículo de Juan Soto para dar pistas y conceder a Aníbal Otero (atlántico...) el protagonismo para el Día de las Letras Galegas (17 de mayo de 2011).

Tras algunos contactos con su hijo Horocel Otero, me sumo a tan magnífica idea y espero que el Instituto da Lingua Galega tenga en consideración esta figura tan olvidada (como el ALPI).





He aquí en artículo y el enlace.





Vicent





http://www.abc.es/20100314/galicia-galicia/anibal-otero-aviso-para-20100314.html



Aníbal Otero: aviso para desmemoriados

Juan Soto. Domingo , 14-03-10
Tal día como el de hoy de 1974 fallecía en su casa de Barcia, una aldea de Ribeira de Piquín, uno de tantos municipios agonizantes de la provincia de Lugo, el filólogo Aníbal Otero Álvarez. Su nombre dirá poco a los más jóvenes, tal vez incluso a los más jóvenes de entre sus colegas. El tiempo trabaja a favor del olvido a velocidad vertiginosa. El disco duro renueva sus datos al margen de consideraciones objetivas: borra todo lo que no está permanentemente avivado por la remuneración política, la moda intelectual, la utilidad social o el rédito económico.
Y esa inestabilidad convulsa e incesante se lleva por delante tanto a personas como a sucesos, lo mismo fechas que hechos. Así se entiende el inexplicable si bien fugaz protagonismo de tanto cretino, y la okupación de platós y micrófonos por ese hato de parásitos iletrados apodados tertulianos y cuyo único mérito acreditado es el de su insolente estupidez. Pero incluso resignados a ese estado general de estulticia, hemos de reconocer que el olvido se ensañó demasiado pronto con Aníbal Otero
En realidad, Aníbal Otero ya fue ninguneado en vida, condenado por el régimen franquista primero y luego a muerte física y luego a muerte civil. Colaborador imprescindible, junto al ilustre fonólogo Tomás Navarro Tomás, de don Ramón Menéndez Pidal en el inconcluso Atlas Lingüístico de la Península Ibérica (el famoso ALPI en el siglo de las siglas), fue detenido en el norte de Portugal en los días iniciales de la Guerra Civil, cuando se dedicaba a encuestar a las gentes de esa comarca y realizar las correspondientes transcripciones fonéticas. Detenido por la policía salazarista, para quien los signos del alfabeto fonético eran claves cifradas de un espía comunista, fue encarcelado y sentenciado a la máxima pena. Salvó la cabeza y, luego de un tiempo en prisión (Tui, Vigo, la isla de San Simón, Burgos y Figueirido jalonan su calvario) recobró la libertad gracias a los oficios, entre otros, de un cura sabio y bondadoso, don Jesús Carro, canónigo de la catedral de Santiago.
Anonadado por la experiencia, ajeno por completo al infecto clima académico e intelectual de los nuevos tiempos, extranjero en su patria, Aníbal Otero se refugió en su aldea natal y cortó todo vínculo que le pudiese conducir a un reencuentro con sus viejos proyectos lingüísticos. Irreductible en su retraimiento, sólo muy pocos amigos (se impone aquí la mención al profesor Xesús Alonso Montero) tuvieron acceso a su voluntaria clausura.
Con todo y eso, su aislamiento no impidió que en 1964 la Real Academia Galega, en una decisión infrecuente por reparadora y ecuánime, lo eligiese miembro numerario para cubrir la vacante de López Abente. No llegó, sin embargo, a leer su discurso de toma de posesión.
De la postergación a que fue reducido en vida Aníbal Otero, un poco por propia voluntad y un mucho por la prevención que entre las gentes de igual gremio suscitan los valores indestructibles, da idea el hecho de que su fallecimiento fue recogido en los periódicos con cicatería de suelto marginal. Entre la prensa de fuera de Galicia, sólo Ya y ABC siguieron la noticia.
Que sepamos, sólo uno de sus trabajos pudo ver editado en forma de libro Aníbal Otero: su contribución al diccionario gallego. Algún otro fue publicado tras su fallecimiento, pero el grueso se halla disperso en revistas especializas -en Archivum, la revista de la facultad de Filología de la universidad de Oviedo, se localizan varias de sus contribuciones al léxico gallego y asturiano- o permanece inédito.
En enero del año próximo se cumplirá el centenario del nacimiento de Aníbal Otero. Al lado de las mediocridades que suelen conformar la lista de postulantes a figuras epónimas del Día das Letras Galegas, el filólogo de Ribeira de Piquín resulta un auténtico coloso. Que se le dedicase la fiesta del 17 de Mayo sería justo y procedente.
Pero en Galicia no hay mérito que valga si no consta en la cartilla militar. Y la RAG, a quien corresponde la designación de los titulares del Día das Letras Galegas, no es ajena a esa pauta castrense: no conviene olvidar que, En su día, los señores académicos nombraron miembro honorario de tan prestigiosa institución a aquel laureado escritor ferrolano que se firmaba con el pseudónimo de Jaime de Andrade.
En cualquier caso, por avisar con tiempo que no quede: 2011 es el año del centenario de Aníbal Otero. Al menos, que nadie pueda alegar amnesia.
Libro del ALPI en Polonia
Presentación del epistolario del ALPI en el marco de una conferencia sobre atlas lingüísticos en la Facultad de Filología de Breslavia/Wroclaw.

Programa:


http://docs.google.com/View?id=dfkfzh62_74f956vtcw

La semana pasada tuve el honor de participar en un curso para alumnos de Filología Española en la Universidad de Wroclaw (Polonia).

En el marco de mi primera intervención sobre “Atlas lingüísticos” (9 de marzo de 2010 a las 11:30h) hablé del libro Historia interna del ALPI.

El alumnado se mostró bastante receptivo con este tema, a parte de que intenté ilustrarlo con fotografías y materiales epistolares reales.


dimecres, 3 de març de 2010

EL PUEBLO (LA RODA)

“La historia interna del ALPI”, un libro de valor

https://docs.google.com/fileview?id=0B8jVqtEkX9hPNDA5ZWE1NTEtNWE2My00ZDg0LTg1ZDItOGM0MTE5MGM4ODli&hl=es


LA TRIBUNA - PROVINCIA (Júcar-Centro)

La Roda rinde homenaje a la obra principal del filólogo Tomás Navarro Tomás

https://docs.google.com/fileview?id=0B8jVqtEkX9hPNGE5YzkyODAtMGE5My00MjZiLWJmNGEtZTg2ZmIxOWQ4ZTQ5&hl=es


LA TRIBUNA

“La obra maestra de Navarro Tomás”

https://docs.google.com/fileview?id=0B8jVqtEkX9hPMmQxMzg3MzEtYzlmNi00YzkzLWEzMGUtZmZhYzY4YTRhYzQ1&hl=es



EL PUEBLO:

La Biblioteca Municipal acoge la presentación del libro “La historia interna del ALPI”

https://docs.google.com/fileview?id=0B8jVqtEkX9hPMzk3Njg4YzUtMWQ2Ni00ZjNhLWEzMWItMzg1MmJiZjgzMDMy&hl=es


http://www.uch.ceu.es/principal/docu/noticia.aspx?notID=1162

Vicent García Perales: “Tomás Navarro Tomás fue el salvador del ALPI”


El profesor de la CEU-UCH presenta en la Roda su libro sobre “La historia interna del Atlas Lingüístico de la Península Ibérica (ALPI). Correspondencia (1910-1976)”

En profesor Vicent García Perales, junto a la concejal Sonia de la Banda, en la presentación del libro en la Roda.




El profesor del departamento de Comunicación e Información Periodística, Vicent García Perales, ha presentado, en la Roda, el libro “La historia interna del Atlas Lingüístico de la Península Ibérica (ALPI). Correspondencia (1910-1976)”, obra que ha redactado conjuntamente con el profesor de la Universitat de València Santiago Cortés y publicado por la Universitat de València. Este libro recoge 322 cartas seleccionadas con sumo cuidado que narran las aventuras y desventuras de ilustres como Ramón Menéndez Pidal, Tomás Navarro Tomás, Otero y Espinosa, entre otros, en su ardua tarea de poner en marcha el ALPI y darle forma.

En el primer acto de presentación, Vicent García ha señalado que “si bien Ramón Menéndez Pidal fue el ideólogo del ALPI, quien verdaderamente lo dirigió y coordinó fue el rodense Tomás Navarro Tomás”; siendo impagables las aportaciones de los muchos colaboradores que participaron en la elaboración del Atlas Lingüístico de la Península Ibérica. El ALPI, “es un salvador de palabras”, un proyecto “tan ambicioso como desgraciado”, un documento de la lengua oral del siglo XX que pretendía situar a España en el ámbito europeo, ha señalado el profesor de la Cardenal Herrera.

Vicent García ha recordado que el ALPI es un proyecto que buscaba la conservación del patrimonio lingüístico de las tres lenguas románicas de la Península Ibérica. Así, mediante encuestas en más de 500 pueblos (entre 1931 y 1936) a personas mayores, concretamente hombres, sin instrucción, oriundos del pueblo, se perseguía la recuperación de las reliquias dialectales. El ALPI buscaba la lengua en estado puro.

Para Vicent García Perales, “Tomás Navarro Tomás fue el salvador del ALPI”. La guerra civil truncó el proyecto del Atlas Lingüístico y TNT se exilió en 1939 a Nueva York, llevando consigo las encuestas manuscritas del ALPI y que una década después regresarían a España, entregándolas al CSIC de Madrid. Pero habría que esperar a 1962 para ver publicado el primer, y único, volumen del ALPI, dirigido por el valenciano Manuel Sanchis Guarner. TNT moriría a los 94 años de edad “con la amargura” de no poder ver culminada “su obra”.

El epistolario del ALPI, da cuenta de hechos anecdóticos, como el episodio en que el gallego Aníbal Otero, en agosto de 1936, cuando se encontraba en Portugal realizando las encuestas atlánticas, fue detenido por la policía portuguesa y entregado a la policía española, acusado de “espía de Franco” por llevar unos “papeles” que no se entendían (símbolos fonéticos de sus encuestas). Fue condenado a muerte, pero Menéndez Pidal intercedió pidiendo clemencia a los altos cargos y en 1941 salió de la cárcel.

El libro incluye además un apéndice fotográfico con instantáneas de aquellos grandes filólogos que hicieron posible el ALPI, recogiendo así momentos de sus encuentros, viajes y acontecimientos de especial interés.

dimarts, 2 de març de 2010

PRESENTACIÓN DEL LIBRO EN LA RODA (ALBACETE)

http://www.laroda.es/noticias/detalle2.asp?Idnoticia=1812


Este divendres, vaig tenir l'honor de presentar el llibre-epistolari de l'ALPI en el poble natal de don Tomás Navarro Tomás: La Roda (Albacete), 26 de febrer de 2010, 19.30h, Biblioteca.

A l'acte van acudir els familiars de TNT, tant els nebots-nets Roque Andrés com Roque Navarro Moraté, així com també una jove descendent directa de TNT, l'única persona que ha continuat els estudis de Filologia Hispànica i que és professora d'ESO en un institut d'Albacete.

Des d'ací regracie la rebuda tan calorosa i afectuosa que vaig rebre de part de la regidora de Cultura de l'Ajuntament de La Roda, Sonia de la Banda, com de Pilar Navarro, cap de premsa, com de Toñi, encarregada de Biblioteca. Així mateix, a les persones que es van acostar a saludar-me i a contar-me anècdotes de don Tomás, de manera especial a Roque Navarro, amb qui ja vaig tindre l'ocasió de compartir moments molt bons durant la meua darrera estada en novembre de 2009. Gràcies a tothom!

Vicent.









NOTA DE PRENSA:


Vicent García Perales: “Tomás Navarro Tomás fue el salvador del ALPI”


“LA HISTORIA INTERNA DEL ALPI”. UNA OBRA DE GRAN VALOR HISTORIOGRÁFICO


Vicent García apuntó ser el de La Roda el primer acto público que se lleva a cabo para la presentación de esta obra que recoge 322 cartas seleccionadas con sumo cuidado y que narran las aventuras y desventuras de ilustres como Ramón Menéndez Pidal, Tomás Navarro Tomás, Otero, Espinosa… en su ardua tarea de poner en marcha el ALPI y darle forma.


El profesor de la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia, Vicent García Perales, presentó el pasado viernes día 26 de febrero en la Roda “La historia interna del Atlas Lingüístico de la Península Ibérica (ALPI). Correspondencia (1910-1976)”, obra de Vicent García y Santi Cortés, publicada por la Universidad de Valencia.

Vicent García Perales fue presentado por la concejala de Cultura, Sonia de la Banda, quien alabó el gesto del profesor valenciano, por desplazarse nuevamente a La Roda y presentar en el pueblo natal de Tomás Navarro Tomás (La Roda, 1884 – Northamton, EE.UU 1979) una obra en la que el filólogo rodense es principal protagonista.

Vicent García apuntó ser el de La Roda el primer acto público que se lleva a cabo para la presentación de esta obra que recoge 322 cartas seleccionadas con sumo cuidado y que narran las aventuras y desventuras de ilustres como Ramón Menéndez Pidal, Tomás Navarro Tomás, Otero, Espinosa… en su ardua tarea de poner en marcha el ALPI y darle forma.
Señaló que si bien Ramón Menéndez Pidal fue el ideólogo del ALPI, quien verdaderamente lo dirigió y coordinó fue el rodense Tomás Navarro Tomás; siendo impagables las aportaciones de los muchos colaboradores que participaron en la elaboración del Atlas Lingüístico de la Península Ibérica.

Para Vicent García, el ALPI “es un salvador de palabras”, un proyecto “tan ambicioso como desgraciado”, un documento de la lengua oral del siglo XX que pretendía situar a España en el ámbito europeo. Sin duda alguna, la empresa más importante de la geografía lingüística española durante los años de la República y de la primera posguerra. Un “empeño” filológico de los “atlánticos” que hubo de sobreponerse a mil y una vicisitudes, siendo la guerra civil la mayor de sus adversidades.

Vicent García recordó que el ALPI es un proyecto que buscaba la conservación del patrimonio lingüístico de las tres lenguas románicas de la Península Ibérica. Así, mediante encuestas en más de 500 pueblos (entre 1931 y 1936) a personas mayores, concretamente hombres, sin instrucción, oriundos del pueblo, se perseguía la recuperación de las reliquias dialectales. El ALPI buscaba la lengua en estado puro.

Para Vicent García Perales, “Tomás Navarro Tomás fue el salvador del ALPI”. La guerra civil truncó el proyecto del Atlas Lingüístico y TNT se exilió en 1939 a Nueva York, llevando consigo las encuestas manuscritas del ALPI y que una década después regresarían a España, entregándolas al CSIC de Madrid. Pero habría que esperar a 1962 para ver publicado el primer, y único, volumen del ALPI, dirigido por el valenciano Manuel Sanchis Guarner. TNT moriría a los 94 años de edad “con la amargura” de no poder ver culminada “su obra”.

En este libro de Vicent García y Santi Cortés, a través de las cartas seleccionadas, se puede “conocer de primera mano los entresijos –personales, económicos y politicosociales- con los que tuvo que luchar Navarro”.

El epistolario del ALPI, da cuenta de hechos anecdóticos, como el episodio en que el gallego Aníbal Otero, en agosto de 1936, cuando se encontraba en Portugal realizando las encuestas atlánticas, fue detenido por la policía portuguesa y entregado a la policía española, acusado de “espía de Franco” por llevar unos “papeles” que no se entendían (símbolos fonéticos de sus encuestas). Fue condenado a muerte, pero Menéndez Pidal intercedió pidiendo clemencia a los altos cargos y en 1941 salió de la cárcel.
Éstas y otras muchas anécdotas se recogen en este libro a través de los testimonios epistolares de sus protagonistas. La obra de Vicent García y Santi Cortés logra abonar un terreno olvidadizo en que don Tomás Navarro Tomás es el protagonista (el 33% de las cartas publicadas son suyas), con escritos personales de gran valor historiográfico.

El libro incluye además un apéndice fotográfico con instantáneas de aquellos grandes filólogos que hicieron posible el ALPI, recogiendo así momentos de sus encuentros, viajes y acontecimientos de especial interés.

Gabinete de Prensa
2/03/10